Uñas del pie dolorosas

Las infecciones fúngicas de las uñas pueden ser dolorosas, especialmente si el tratamiento se inicia demasiado tarde. .

Las causas más frecuentes de una infección dolorosa de la uña son: un pliegue ungueal hinchado, el engrosamiento de la uña o la separación completa de la lámina ungueal. Puede ser incómodo e incluso doloroso llevar zapatos, caminar o permanecer de pie durante largos períodos de tiempo. Tratar los hongos de las uñas puede ayudar a reducir el dolor. Las uñas de los pies encarnadas y dolorosas suelen estar causadas por un corte incorrecto o zapatos mal ajustados, o puede ser un problema hereditario.